Quédate en casa, evita salir

martes, 14 de mayo de 2019

Incentivan campañas para la prevención temprana del cáncer de mama

Fomentar la cultura de prevención y detección temprana del cáncer de mama es fundamental para que las mujeres salven sus vidas. Es clave un diagnóstico oportuno y efectivo para la cura de esta enfermedad.
Cientos de personas se han salvado con la campaña Modo Rosa, una obra de responsabilidad social de la agencia Primavera RRPP que presentó a Alma Rosa, fundación que se suma a esa búsqueda para que cada día más mujeres detecten a tiempo el cáncer de mama.
La fuerza de las campañas con la etiqueta modo rosa ha propiciado historias como la de una alumna de sexto grado, quien después de una charla en su colegio llegó a la casa a preguntarle a su mamá si se hacía el autoexamen y la mamografía. Esa inquietud le sirvió a la madre para la detección temprana de la enfermedad y un exitoso tratamiento que salvó su vida.
Otro ejemplo le pasó a la madre de dos niñas, quien detalló  que la leche que consumen en su casa venía en un empaque rosado. Esto le permitió a ella entender que el autoexamen se hace desde la axila y no solo en los senos. Así logró descubrir a tiempo el cáncer de mama y salir airosa en el procedimiento.
El cáncer de mama afecta a una de cada siete mujeres, por eso la importancia de prevenirlo a tiempo es vital.
No es lo mismo cáncer de mama, que cáncer de mi mamá
Esta es una de las frases que han acompañado las campañas con las cuales se busca generar reflexión por la cultura del autocuidado y la respectiva mamografía anual.
"Para nosotros es un honor acompañar a Alma Rosa, pues generar conciencia alrededor del cáncer de mama en Medellín donde el 50 % de los hogares están liderados por mujeres cabezas de familia, es transcendental", indicó Margarita María Gómez Marín, primera dama de la capital antioqueña.
Además del chequeo médico anual, los especialistas recomiendan a las mujeres adoptar el hábito del autoexamen siguiendo estas pautas:
1.   Pararse frente a un espejo y observar ambos senos en búsqueda de hundimientos, bultos o cambios de textura en la piel.
2.   Con las manos en la parte de atrás de la cintura, observar de manera cuidadosa los mismos pasos del punto uno.
3.   Subir ambos brazos y observar las mamas de frente y de lado, mientras se gira el cuerpo de manera lenta.
4.   Examinar la mama derecha con la mano detrás de la cabeza mientras se eleva el codo, para con la yema de los dedos de la mano izquierda, presionar de forma suave el seno y realizar movimientos circulares en sentido de las manecillas del reloj, desde la axila.
5.   Examinar el pezón al presionarlo de manera leve para verificar si hay salida de alguna secreción.
6.   Repetir pasos 4 y 5 invirtiendo las manos.
7.   Acostarse y ubicar una almohada bajo los hombros, elevando uno a uno los brazos, para ubicarlos detrás de la cabeza, y repetir el punto 4.
Por Sebastián Vallejo Ramírez

No hay comentarios.:

Publicar un comentario