Quédate en casa, evita salir

lunes, 7 de octubre de 2019

Evaluador externo del Instituto Internacional de Auditoría certificó a EPM en cumplimiento de las Normas Internacionales de Auditoría Interna y el Código de Ética del Auditor



Después de un exhaustivo trabajo que consistió en la realización de entrevistas, encuestas al personal directivo de EPM, revisión de documentos y evaluación de trabajos de aseguramiento y consultoría, el evaluador externo del Instituto Internacional de Auditores, IIA, ratificó a la Empresa por segunda vez la calificación “Cumple Generalmente” con las Normas Internacionales de Auditoría Interna y con el Código de Ética del Auditor.

Así lo informó el Gerente General de EPM, Jorge Londoño De la Cuesta, quien destacó que esta es la máxima calificación y significa que en la Organización la actividad de Auditoría Interna cuenta con estatuto, objetivos y procedimientos que cumplen con los preceptos de las normas internacionales.

“La certificación otorgada demuestra la fortaleza de los sistemas de control de EPM y su responsabilidad con el manejo eficiente de los recursos públicos en un ambiente de ética y transparencia”, afirmó Londoño de la Cuesta.

A partir de esta evaluación, que según el Marco Internacional para la Práctica Profesional de Auditoría Interna (MIPP) debe realizarse cada cinco años con un equipo cualificado e independiente a la Organización, EPM seguirá avanzando en un programa de aseguramiento y mejora de la calidad, además de mantener los estándares y homologar las prácticas para todas las empresas del Grupo EPM.

Para el equipo de Auditoría Interna de EPM este es un hito para la actividad que desarrollan en la Empresa, en cumplimiento de su misión, que es “Mejorar y proteger el valor de la Organización proporcionando aseguramiento, asesoría y análisis con base en riesgos”.

Esta semana habrá interrupción del servicio de acueducto en sectores de Medellín y Bello



Para realizar el lavado de tanques de almacenamiento de agua potable, como lo indica el decreto relacionado con el sistema para la protección
y el control de la calidad del agua para consumo humano, es necesario interrumpir el servicio de acueducto de manera programada durante esta semana en los siguientes sectores de Medellín:

Entre las 8:00 p.m. del lunes 7 de octubre y las 4:00 a.m. del martes 8 de octubre

Calles 77 a 86 entre las carreras 49 y 52.
Calles 77 a 91 entre las carreras 52B y 62.
Calles 85 a 91 entre las carreras 49 y 52.
Calles 91 a 96 entre las carreras 50A y 54.
Calles 96 a 97A entre las carreras 50B y 52.

Comprende 21.483 clientes de los barrios: Brasilia, San Isidro, Palermo, La Rosa, Miranda, Aranjuez, Bermejal-Los Álamos, La Piñuela, Moravia, Campo y Valdés No.1.

Martes 8 de octubre, de 10:00 a.m. a 3:00 p.m.

Calles 66D a 66FA entre las carreras 36 y 37.
Calles 66FA a 68 entre las carreras 34A y 36A.
Calles 68 a 72 entre las carreras 29 y 38.
Calles 72 a 81 entre las carreras 30 y 38.
Calles 81 a 82A entre las carreras 32 y 38A.
Calles 82B a 84 entre las carreras 36 y 37.
Calles 84 a 86B entre las carreras 32 y 36.
Calles 86B a 91B entre las carreras 34 y 36.
Calles 91A a 93A entre las carreras 36 y 34A.

Comprende 15.251 clientes de los barrios: Batallón Girardot, El Raizal, La Salle, Las Granjas, Manrique Oriental, Santa Inés, Versalles No.1 y Villa Hermosa.

De otra parte, para adelantar el empalmes en una red secundaria de acueducto se debe interrumpir el servicio de acueducto entre las 6:00 p.m. del jueves 10 de octubre y las 5:00 a.m. del viernes 11 de octubre, en estas zonas:

Municipio de Medellín:
Calles 92 a 98 entre las carreras 43B y 45A.
Carrera 47 a 48 entre las calles 96 y 98.
Calles 98 a 102 entre las carreras 43B y 49C.
Calles 102 a 106A entre las carreras 44A y 49.
Calles 107 a 112 entre las carreras 43 y 50B.
Calles 112 a 126 entre las carreras 42EE y 50B.

Municipio de Bello:
Calles 20CC a 21E entre las carreras 39D y 42A.
Calles 22D entre las carreras 42A y 41.

EPM presenta excusas a la comunidad por las incomodidades que pueda ocasionar esta situación y agradece su comprensión.

Cualquier información adicional se puede consultar en la Línea de Atención al Cliente 44 44 115.

Unidades móviles para pago de multas de tránsito con descuento en intereses

Estos vehículos coordinados por la Alcaldía de Medellín visitan las comunas de la ciudad para facilitar el trámite a aquellos contribuyentes que deseen aprovechar este beneficio temporal.
Hasta el 31 de octubre, los ciudadanos con deudas pendientes por concepto de multas de tránsito podrán acceder a un descuento del 70 % en los intereses por mora, todo gracias al acuerdo municipal 124 de 2019, validado por el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez Zuluaga.
A partir de la implementación de esta medida a finales de julio del presente año, el Municipio ha puesto a disposición de los contribuyentes diferentes de canales para ponerse al día con este beneficio incluido que aplica además para quienes tienen establecidas cuotas de acuerdo de pago pendientes o procesos de cobro con jurisdicción coactiva suscritos con la Secretaría de Movilidad.
Desde el 20 de septiembre hasta el 24 de octubre, el Municipio de Medellín ha sumado una nueva manera de efectuar este pago de manera presencial. Por medio de dos unidades móviles, la Administración acude a once comunas estratégicas para facilitar este trámite a los contribuyentes.
A la fecha, estos vehículos de atención ciudadana han visitado las comunas de Belén, Manrique, La Candelaria, Doce de Octubre y Aranjuez.
Los deudores también pueden efectuar el pago de sus obligaciones pendientes por medio de Movilidad en Línea, espacio virtual de dicha dependencia municipal.
Estos pagos pueden realizarse, paso a paso a través de dicho portal web, tanto con tarjeta débito como de crédito.
Otro modo para ponerse al día es acercarse a alguno de los puntos de recaudo de las diferentes de sedes de la secretaría de Movilidad: barrio Caribe;  MásCerca de El Poblado, La Floresta, Belén, Castilla y Guayabal; casa de gobierno de San Antonio de Prado, Plaza Mayor y centros comerciales Premium Plaza y Sao Paulo.
Cronograma de visitas
Unidades móviles para pago de multas de tránsito con descuento en intereses
Por Juan Sebastián Mora Eusse

¿Qué significa ser una ciudad del aprendizaje?



Desde las aulas, las universidades y la formación académica, hasta el aprendizaje específico que potencia las habilidades de todos los ciudadanos para la vida cotidiana, Medellín es una verdadera Ciudad del Aprendizaje.
En la agenda pública de Medellín se respira educación. Acoger la Conferencia Internacional sobre Ciudades del Aprendizaje 2019 es un ejemplo de ello. En el evento, el Alcalde Federico Gutiérrez Zuluaga, recibió, a nombre de la capital antioqueña, el galardón que reconoce al municipio entre las diez urbes con mejor desempeño en educación en el mundo, dentro de las 170 que hacen parte de la Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO.
Muchas son las estrategias que hicieron a la capital antioqueña merecedora de este reconocimiento y de además, ser la sede de la cuarta conferencia internacional que reúne a 650 delegados de más de 100 ciudades.
Ciudad del aprendizaje
Una capital que le apuesta a la educación
Medellín fue merecedora de esta distinción por su alta inversión en educación, la cual supera los cuatro billones de pesos durante este cuatrienio; al igual que por la ejecución de programas innovadores como En el Colegio Contamos con Vos, que ha conseguido que más de 7.000 niños desescolarizados vuelvan a las aulas, logrando así la menor tasa de deserción escolar en los últimos 14 años; al igual que El Líder Sos Vos, que fortalece las habilidades de emprendimiento entre los estudiantes de los grados 10° y 11°.
También resaltaron proyectos como Buen Comienzo que brinda educación inicial y promueve el desarrollo integral, diverso, incluyente y autónomo de los niños, las niñas y sus familias durante sus primeros cinco años de vida y el enfoque STEM+H, que busca que el conocimiento se construya con base en proyectos relacionados con la Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Matemáticas y Humanidades.
Ciudad del aprendizaje
El galardón que resalta el esfuerzo de la ciudad en materia de educación y ser la sede del congreso internacional son reconocimientos que enaltecen a Medellín, pero son muchas otras las acciones que hacen de la capital antioqueña un referente educativo.
Más allá de las aulas, ¿Qué significa ser una ciudad del aprendizaje?
Para empezar es factible mencionar algunos datos que pueden estar en el imaginario común, pero que no necesariamente hacen que una ciudad sea merecedora de este título:
Así pues, no son las ciudades que tengan más escuelas, aunque la infraestructura juega un papel relevante. No es una competencia de cuáles ciudades entregan más becas, aunque el acceso a estas oportunidades son tomadas en cuenta, y tampoco se trata de ser la ciudad con más cerebros maestros, aunque sin duda, Medellín tiene cada vez más representación internacional en el ámbito académico.
Según la Unesco, las ciudades del aprendizaje son:
“Aquellas que ofrecen a las personas de todas las edades y de todos los niveles educativos la oportunidad de desarrollar sus habilidades, conocimientos e ideas a través de mecanismos de enseñanza formal, no formal e informal, así como por medio de múltiples y flexibles itinerarios de aprendizaje, de vías para emprender y reanudar la formación. Desempeñan un papel importante en la promoción de la inclusión social, el crecimiento económico, la seguridad pública y la protección del medio ambiente. Además, refuerzan el aprendizaje en las familias, las comunidades y el lugar de trabajo”.
Ciudad del aprendizaje
En esta amplia definición podemos ver que el concepto de aprender trasciende el modelo tradicional del aula y el tablero, e invita a pensar en el aprendizaje como una actividad que se puede desarrollar en todas las edades y ámbitos, y que además aporta valor al estilo de vida.
Medellín es una ciudad que capacita y enseña constantemente a sus ciudadanos, en muchos temas y sin límite de edades: en abril del presente año, la Unidad de Familia certificó a 22 mujeres de la comuna 3, Manrique,  en emprendimiento con un curso de 10 módulos, en el cual aprendieron aspectos como manejo básico de finanzas y caracterización de públicos objetivos de ventas, todo con el propósito de que este aprendizaje les sirviera para potenciar sus unidades productivas.
El aprendizaje comunitario y en familia es otro de los puntos fundamentales recalcados por la UNESCO en su definición. En los últimos años, Medellín se ha puesto en la tarea de capacitar a los padres y madres de familia, al igual que a los cuidadores de niños y niñas, en modelos de crianza basados en la disciplina positiva, todo desde un programa llamado Tejiendo Hogares, liderado por el despacho de la primera dama.
Por último, la definición de la UNESCO, resalta la inclusión como uno de los factores que deben tener en cuenta las ciudades del aprendizaje. Entre los muchos ejemplos resalta el programa ‘La escuela encuentra a la mujer adulta’, que permite a mujeres de bajos recursos terminar de forma gratuita su formación primaria y secundaria.
Desde las aulas, las universidades y la formación académica, hasta el aprendizaje específico que potencia las habilidades de todos los ciudadanos para la vida cotidiana, Medellín es una verdadera Ciudad del Aprendizaje.
Con su ejemplo, Medellín hace parte de una red mundial de experiencias
Se habla de ciudades del aprendizaje, en plural, porque la idea no es solo hacer una distinción a las buenas prácticas de educación, sino de crear una red global que permita compartir las experiencias positivas con otras ciudades, en espacios como la Conferencia Internacional sobre Ciudades del Aprendizaje que se realizó en Medellín.
La Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje de la UNESCO cuenta con 170 miembros activos en 53 países, y en esta ocasión, junto con Medellín fueron reconocidas por sus buenas prácticas en educación Asuán (Egipto), Chengdu (China), Heraklion (Grecia), Ibadán (Nigeria), Melitopol (Ucrania), Petaling Jaya (Malasia), Santiago (México), Seodaemun-gu (República de Corea) y Sønderborg (Dinamarca).
“Las ciudades del aprendizaje en todas las etapas de desarrollo pueden beneficiarse mucho de compartir ideas con otras ciudades, como soluciones a problemas que surgen a medida que se desarrolla la ciudad del aprendizaje y que ya pueden existir en otras ciudades. La Red apoya el logro de los diecisiete Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), en particular el cuarto ODS ("Garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje a lo largo de toda la vida para todos", recalca la UNESCO en su sitio web.
Ciudad del aprendizaje
¿Qué opinan los expertos en educación?
Esteban Aristizábal Ibardo, profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Medellín, y experto en perspectivas docentes, hablo con www.medellincuenta.com para dar su punto de vista frente al reconocimiento que recibe la ciudad en materia de educación.
“Acá el que no estudia es porque no quiere”, comentó Esteban con convicción. “El reconocimiento que hoy recibimos es gracias al esfuerzo de las administraciones que han logrado consolidar en el tiempo acciones que prioricen la educación. Desde el esfuerzo por reducir la deserción escolar hasta la oferta de técnicas y tecnologías en instituciones públicas”, agregó
De acuerdo con el catedrático, este reconocimiento internacional es además una puerta abierta para fomentar el turismo académico en la ciudad, que Medellín se vuelva atractiva para estudiantes y docentes de otras ciudades para venir a fortalecer su formación en la ciudad.
“Debemos seguir fortaleciendo los programas técnicos y tecnológicos, diversificar la oferta de profesionales. y que cada vez tengamos más claro que el aprendizaje y la educación no son solo para los niños y jóvenes, sino que el aprendizaje es un proceso que podemos vivir en cualquier etapa de la vida para mejorar nuestras condiciones laborales y personales”, puntualizó el docente.
Por Alexandra García Torres

El valor de recuperar jóvenes para el futuro


Vivir con miedo y zozobra. Un frío permanente de la muerte que golpeaba a la puerta y retumbaba en la cabeza. Las calles de Belén Rincón, comuna 16, se estremecían en una cadena continua de disparos, amenazas, droga y terror. Un panorama oscuro al que Jerson Ospina Marín le dio entrada, pero también salida.
Él recuerda muy bien como a los nueve años probó por primera vez la droga. Era un niño que pocas veces había traspasado las calles de su barrio, en el suroccidente de Medellín. No conocía más allá de los límites que le daban unas pocas cuadras que se lo fueron devorando hacia la delincuencia.
A los 11 años asesinaron a su padre y explotó la rebeldía malsana. Enceguecido por la rabia y el poder sucumbió en las drogas y se vinculó a los “combos” que ya le hablaban al oído. Era el único hombre de tres hermanos. Las dos mujeres y él quedaron a cargo de Diana Marín, su madre. Una mujer que no pudo frenar el ímpetu desafiante del adolescente que sentía que era respetado por tener un arma. “Era un mundo de oscuridad”, recordó Jerson.
Ni el valor que le daba empuñar esa arma ni el consumo de alucinógenos le quitaban el miedo de que acabaran con su vida. No se arrepiente de aquellos años, porque sabe que fue su decisión. Más bien retoma esos momentos y saca aprendizajes valiosos para enfrentar el futuro. Una vida que recuperó en la legalidad.
“Mientras estaba ahí me sentía reconocido. No me importaba nada ni lo que me pasara. Ahora que lo veo hacia atrás sí me da decepción de tantas oportunidades que dejé pasar. Pensaba que lo tenía todo y en realidad no tenía nada”, narró el joven.
Más de cuatro años vinculado a una de las estructuras delincuenciales que hacen presencia en Belén Rincón lo llevaron en 2017 a la cárcel. No sabe si fue un premio o un castigo. Recompensa por no morir en esa lucha de control que ejercieron esos mal llamados “jefes” que lo utilizaron.  Y castigo por el terror que sembró entre algunos vecinos, quienes conocían de sus andanzas.
Jerson volteó la página. Cayó recluido en el Centro de Atención al Joven Carlos Lleras Restrepo, “La Pola”. Un lugar en el que afrontó sus demonios y entendió que su vida se estaba consumiendo en un camino sin salida. Dos años de encierro apaciguaron su rabia contenida y posibilitaron que brotara la esperanza.

La idea es que Parceros perdure en el tiempo como un compromiso de la Administración Municipal con los jóvenes de zonas vulnerables. Ya más de 1.000 personas hacen parte de esta estrategia.

Parceros, una oportunidad
El valor de recuperar jóvenes para el futuro
Jerson es uno de los 284 jóvenes quienes se graduaron en la primera cohorte de un programa que capacita en habilidades para la vida y desarrollo profesional a personas en estado de vulnerabilidad. Solo hasta febrero de 2019 quedó libre después de purgar dos años detención. Hoy, con 20 años, es uno de los alumnos aplicados de la estrategia de la Alcaldía de Medellín, que lidera la Secretaría de Seguridad y Convivencia, junto con la Secretaría de Juventud.
Ahora él, Diana, su madre, y una de sus hermanas mayores, trabajan mancomunadamente por salir adelante. Emprendieron un negocio de confección en donde aplican todos los conocimientos y aprendizajes que le entregaron los tutores en Parceros. El liderazgo y la determinación que tuvo en su pasado se canalizaron gracias a las clases que recibió cada 15 días en el proceso de formación. La educación lo condujo por el lado bueno.
“La empresa la estamos terminando de conformar desde hace seis meses. Mi mamá siempre trabajó en confección y yo propuse eso dentro de la finalización en Parceros. Tenemos unas máquinas y en los próximos días, gracias al apoyo, llegarán más. Tercerizamos en la fabricación de prendas”, contó entusiasmado.
Así mismo, retomó sus estudios. En “La Pola” hizo sexto de bachillerato. Ya en libertad es uno de los más de 7.700 jóvenes, que de acuerdo con la Secretaría de Educación fue escolarizado nuevamente, gracias al programa En el colegio contamos con vos. Hoy estudia el octavo y noveno de la secundaria y espera seguir formándose en alguna técnica o tecnología relacionada con su proyecto familiar.
Ese encierro mental y de fronteras que alguna vez vivió se selló para siempre. Mediante a Parceros conoció el estadio Atanasio Girardot y vio jugar a su equipo, el Independiente Medellín. Junto con otros amigos de estudio compartieron entre risas y chanzas el clásico frente a Atlético Nacional. “Una experiencia inigualable, en lugares que yo no conocía de la ciudad”, agregó.
Con un hablar pausado, de pocas palabras, pero preciso en las ideas, Jerson contó que vive junto con su madre y dos hermanas lejos de aquel barrio que dejó atrás. Ahora siente que sí nació para semilla, una idea contraria que en algún momento lo atrapó en las redes y le hizo sentir en su cuerpo el escozor de la violencia y la muerte. 
Educar para la vida
El destino de Carmenza Henao Tisnes está inscrito en el Grupo Bancolombia, allí se desempeña como Vicepresidenta Corporativa de Auditoría. Pero, a su vez, es integrante del voluntariado de la fundación solidaria que tiene el banco, en el que propenden con acciones trabajar en pro de la comunidad. Una idea diferente de la naturaleza financiera que tiene esta institución.
La vida de Carmen y Jerson se cruzaron en Parceros. Ella fue una de las encargadas de dictar varias charlas en formación de habilidades para la vida. Un complemento al trabajo que hacen sicólogos, sociólogos y otros profesionales que lideran y buscan a los jóvenes en situación de riesgo puerta a puerta en los barrios vulnerables de la ciudad.
“Estos muchachos muchas veces no tienen conciencia del futuro. Ellos realmente creen que no nacieron para semilla, que no van a conocer la cédula y que se van a morir pronto. Piensan que hay que hacer cualquier cosa porque la vida para ellos es corta”, describió la coach.
Progresivamente fueron desnaturalizando comportamientos agresivos, canalizaron el liderazgo que ejerce cada uno de esos jóvenes dentro del barrio y les enseñaron que ellos son los dueños de sus vidas. Así mismo, orientaron el trabajo en equipo y marcaron la pauta con herramientas básicas para gerenciar y desarrollar iniciativas de emprendimiento. Toda esa escuela formativa pesó más que aquella seducción por la ilegalidad.
“Hemos visto resultados muy positivos. Tanto el banco como la Fundación Bancolombia estamos convencidos que es ahí donde hay que invertir y hacer el mayor esfuerzo. Es donde podemos hacerlo de manera preventiva y estructural. Y lo mejor, que es donde impactamos la vida y el ser, que después complementan con el saber y el hacer”, agregó Carmen.
Antes de finalizar 2019, se espera que 1.080 jóvenes hagan parte de la escuela de formación de Parceros. En estos momentos se avanza con nuevas cohortes con orientación en manejo de problemas y conflictos, relaciones interpersonales, toma de decisiones, empatía, autoconocimiento, manejo de las emociones, tensiones y estrés.
De igual forma, a la par con este proceso avanza en el Concejo de Medellín la consolidación de un acuerdo municipal para la institucionalización de Parceros como una estrategia perdurable en el tiempo. Los corporados tienen prelación en este proyecto que quedaría establecido para el futuro como una posibilidad abierta para la ciudad.
Una herencia que quedó atrás
El valor de recuperar jóvenes para el futuro
Entre 1983 y 1994, más de 46.000 personas murieron en la guerra indiscriminada del llamado Cartel de Medellín por el narcotráfico y contra el Estado. “Esa herencia maldita de la violencia”, como la ha denominado Federico Gutiérrez Zuluaga, alcalde de la ciudad, cobró entre 2016 y 2018 la vida de 870 jóvenes entre los 10 y 28 años, una estela de sangre que en la actualidad todavía tiene sus coletazos.
“Arrebatarle los niños y jóvenes es el golpe más duro que le hemos dado a la criminalidad. Un niño que no está en el sistema escolar es una tragedia para la sociedad”, comentó el Alcalde de Medellín, quien destacó que desde 2016 y a la fecha se han capturado más de 150 cabecilla de estructuras criminales y otros 3.700 integrantes de estos grupos.
Para cortar ese legado sangriento y la repetición con diferentes personajes, la actual Administración Municipal desarrolló la estrategia Medellín abraza su historia, un proceso de resiliencia para acabar con el fantasma de aquellos que causaron tanto daño.
A través de diferentes homenajes se está reconstruyendo el pasado nefasto que vivió la ciudad en la década de los 80 y 90, pero desde la voz de las víctimas. Una de las actividades que se instauraron fue el Tour de la Memoria, en el que se conmemoran en sitios públicos eventos luctuosos perpetrados por la mafia.
Así mismo, se avanza en la construcción de la Cátedra de la Memoria, un ejercicio educativo para que esos años aciagos sean conocidos por niños y adolescentes en los salones de clase.
No a la repetición
“La educación es el instrumento primordial de la reconciliación”. Así define Luz Gabriela Gómez Restrepo, de la Fundación Gandhi, todo el proceso de resiliencia que viene adelantando Medellín. Es consciente que no hay una paz perfecta, pero que sí trae por ende, la resolución de conflictos, inequidad y la costumbre de solucionar todo en el “ojo por ojo”.
Pero, ¿qué se puede hacer para desnaturalizar ese pasado violento, a través de la educación?
“Uno desnaturaliza ese legado de violencia por la casa. La casa es el escenario particularmente importante. Es difícil salir a la calle a comportarnos de manera pacífica y paciente, si no nos entrenamos en el hogar”, comentó la experta en temas de convivencia.
Así como le sucedió a Jerson y otros 3.000 jóvenes, que de acuerdo con las autoridades de Medellín están siendo instrumentalizados por las organizaciones delincuenciales, se debe priorizar que lo más importante es la vida, que no hay otra y que todos jugamos un papel importante en los contextos que habitamos.
“La vida es sagrada. Si cada ser humano sabe que es absolutamente insustituible e irremplazable empezamos a cuidarnos. Los muchachos piensan que son desechables y por eso es capaz de asumir cualquier riesgo. Lo que tenemos para decirle desde la No violencia es que cuide hermosamente esa vida que no tiene reemplazo, que se forme para que más bien pase de semilla a árbol florido”, agregó Luz Gabriela.
Por: José Fernando Serna Osorio

¿Has escuchado sobre Datos Abiertos? Es el momento de conocerlos y apropiarte de su uso

El Estado y al estrategia de Gobierno Digital de MinTIC, desde hace un buen tiempo han sensibilizado a las administraciones públicas sobre la importancia de los Datos Abiertos, es decir, sobre la publicación de información pertinente y de calidad en formatos estructurados de fácil comprensión para ponerla a disposición de los usuarios, y de esta manera la comunidad y las entidades la utilicen de diferentes maneras, según su interés, por ejemplo: generar informes, reportes, estadísticas, investigaciones, control social, oportunidades de negocio, entre otros temas.
Es así como desde la Alcaldía de Envigado en el juicioso ejercicio de nuestras funciones nos unimos a la premisa del Gobierno de Colombia, y establecemos como prioridad la transparencia, el facilitar el acceso a la información pública, la competitividad, el desarrollo económico y la generación de impacto social a través de la apertura, la reutilización de los datos públicos, y el uso y apropiación de las TIC.
Pero poner todo esto en práctica no es suficiente, no solo basta con publicar los Datos Abiertos en el sitio web “datos.gov.co” en la sección de Envigado con acceso desde nuestra página institucional, sino que es indispensable saber qué tanto conoces la información publicada por la Alcaldía de Envigado y cómo te has podido beneficiar de dichos datos. Por esto, te invitamos a diligenciar una encuesta sencilla y rápida, compártenos tu experiencia.
Si quieres conocer los Datos Abiertos que encontraste en la encuesta, te invitamos a hacer clic aquí; para que te apropies de la información que hemos dispuesto para tu consulta y uso.