miércoles, 9 de noviembre de 2022

Investigación del Área Metropolitana, realizada por el Instituto Humboldt, identifica 114 humedales activos en los 10 municipios del territorio

  • El estudio, que en principio reportó el hallazgo de 146 humedales, 32 de los cuales ya desaparecieron, es determinante y pionero en Colombia, porque solo se tenía conocimiento de 12 humedales en el Valle de Aburrá.
  • Ahora se verifica si estos ecosistemas hídricos, por ser fuente de recarga y descarga de las aguas subterráneas, contribuyen a la regulación del sistema acuífero del Valle de Aburrá como potencial fuente alterna de abastecimiento para el territorio.
  • “Humedales que unen territorios: Identificando y reconstruyendo los ecosistemas hídricos urbanos en el Área Metropolitana del Valle de Aburrá”. Así se llama el estudio socializado en un evento con presencia de la comunidad en la Biblioteca Pública Piloto.
  • La investigación tiene el propósito de identificar los humedales urbanos y rurales del territorio metropolitano, su biodiversidad y aspectos ambientales, ecosistemas que impactan, la resiliencia frente al cambio climático en la región metropolitana y sus posibles medidas de manejo y recuperación.
humedales-area-humboldt

Gracias a un trabajo de investigación de la Unidad de Gestión Ambiental del Área Metropolitana del Valle de Aburrá con el Instituto Humboldt, y mediante un ejercicio de ciencia participativa (saber comunitario), hoy se puede afirmar que son 114 los humedales activos que existen en los diez municipios del territorio metropolitano.

“El estudio, financiado por el Área Metropolitana del Valle de Aburrá, es muy importante porque no todos los territorios del mundo tienen humedales, ya que son fundamentales para conservar la biodiversidad del planeta”, afirmó el biólogo Víctor Manuel Vélez Bedoya, Profesional Universitario del Área Metropolitana del Valle de Aburrá y una de las personas que lidera la investigación.

“La existencia de ellos depende de una cuenca hidrográfica que los surta, una flora y una fauna silvestre y una geografía con condiciones climáticas puntuales”, señaló la subdirectora Ambiental del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, Diana María Montoya Velilla. Hasta el momento, indicó, en el Área Metropolitana del Valle de Aburrá solo se tenía conocimiento de 12 humedales identificados.

En total, agregó la Ingeniera Montoya Velilla, se identificaron 146 humedales. De ese total, 32 ya desaparecieron y quedan activos 44 en áreas urbanas y 70 en zonas rurales de los diez municipios del Valle de Aburrá”.

De los ecosistemas hídricos urbanos hallados, fueron seleccionados ocho para hacerles una caracterización física, química y biológica, lo que permitirá establecer una reglamentación para su ordenamiento, manejo y recuperación (qué había, qué hay y qué se conservará de ellos).

Este hallazgo del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, producto de un trabajo conjunto con el Instituto de Investigación de Recursos Biológicos Alexander von Humboldt, es de enorme trascendencia por varias razones.

“Ahora se determina si estos ecosistemas hídricos, por ser fuente de recarga y descarga de las aguas subterráneas, contribuyen a la regulación del sistema acuífero del Valle de Aburrá como potencial fuente alterna de abastecimiento para el territorio.”, señaló la subdirectora Ambiental del Área Metropolitana del Valle de Aburrá, Diana María Montoya Velilla.

De otro lado, y como un aporte a la ciencia, la investigación permitió categorizar los humedales, es decir, que no solo existe un tipo de humedal. “Hay humedales de aguas abiertas, a los que no se les ve el agua, de cuerpos de agua corrientes, de cuerpos de agua estáticos e incluso humedales temporales y otros que son potenciales”, señaló por su parte, Wilson Ariel Ramírez Hernández, Coordinador de Gestión Territorial del Instituto Humboldt.

¿Qué son los humedales?

Son ecosistemas que, debido a condiciones geomorfológicas e hidrológicas, permiten la acumulación de agua temporal y dan lugar a un tipo característico de suelo y/o a organismos adaptados a estas condiciones. Cumplen las siguientes funciones en el ecosistema urbano: son reguladores del efecto de la isla de calor, garantizan la conversión de carbono a oxígeno, son hábitat para la fauna silvestre y reguladores del balance hídrico del territorio.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario